4 Consejos de ahorro, aunque ganes poco

Todos debemos conseguir nuestro propio colchón financiero o fondo de emergencia ahorrando parte de nuestros ingresos pero…

¿Cómo puedo ahorrar si no logro llegar a fin de mes?

Sé que es difícil verlo y muchas personas me transmiten esta misma pregunta una y otra vez y que bastante tienen con sobrevivir.

La solución, que en muchas ocasiones me proponen, es tener un mayor sueldo y, aunque eso sí es cierto que mejoraría la situación, no resuelve realmente el problema.

Si HOY no estás llegando a fin de mes o tienes dificultad para ahorrar, más razones de peso tienes para vigilar de cerca tu dinero, independientemente de que creas que deban ser mayores.

Precisamente, el ahorro es lo que te permitirá resolver tus deudas, que a su vez generará todavía más ahorro para resolver más rápido tus otras deudas…

Entiendes por dónde voy, ¿no?

La clave no es si debes ahorrar o no, que está claro que sí, sino de dónde obtienes ese dinero para ahorrar.

En 2 artículos anteriores ya te expliqué “Cuándo ahorrar” y los “4 Pasos para salir de deudas”.

Hoy quiero darte unos consejos para tener un ahorro extra que puedas destinar al pago de tus deudas o, por lo menos, a no seguir utilizando esas deudas (tarjetas de crédito) mientras las vas terminando de pagar.

4 CONSEJOS PARA AHORRAR, AUNQUE GANES POCO

1. Adquiere el hábito de ahorrar

Lo más importante de ahorrar no es la cantidad, que obviamente cuanto mayor sea mejor, sino el hábito en sí de ahorrar.

Si no pueden ser 50 al mes, serán 10, pero debe ser una cantidad que te permita saber que estás ahorrando.

Esto conseguirá en ti lo más importante, y es la sensación de bienestar al estar haciendo lo correcto.

2. Busca el ahorro en los gastos diarios

Aunque los mayores gastos que tengas en 1 solo pago sean probablemente la hipoteca o alquiler, comunidad, electricidad, seguros, etc., los gastos diarios son pequeñas cantidades que, sumadas a lo largo de un mes, se convierten en cantidades mucho más importantes.

Vigila muy de cerca estos gastos diarios porque de ellos obtendrás rápidamente un ahorro extra.

3. Mejora los grandes gastos actuales

Consigue ahorros al mejorar los contratos actuales de tus compañías de servicio como electricidad, gas, etc.

Solo un par de llamadas, o incluso por Internet, puede suponer más de un 10% de ahorro en ese gasto.

4. Revisa tus hábitos

Juegos de azar, fumar, lotería, almuerzos diarios, comidas precocinadas o en restaurantes, etc., son muchos de los hábitos que quitan dinero de tu bolsillo.

Redes sociales, juegos, series, películas, etc., son hábitos que te roban tiempo. Parte de este tiempo podrías dedicarlo a aprender cómo mejorar tus finanzas.

Espero que estos consejos te permitan conseguir esos primeros ahorros, pero recuerda que es más importante el hábito de ahorrar que la cantidad inicial en sí.

Si has localizado un gasto y te supone un ahorro al mes, estaré encantado de escuchar de qué se trata y cuánta cantidad de ahorro te genera. No hay nada que me haga sentir mejor que ver cómo mejoras tu economía 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *